domingo, 19 de septiembre de 2010

¿Cielo o suelo?


Las lluvias del jueves nos refrescaron un poco y como por aquí no hubo esas tormentas tan terribles que cayeron por Cáceres o Barcelona, le dimos la bienvenida al agua y disfrutamos pensando en las setas que quizá podamos encontrar este otoño.

Además, el sábado por la mañana, el agua se fue evaporando muy rápidamente porque aun hace mucho calor y se formó un manto de niebla que lo envolvía todo.

Nosotros salimos con las bicis, cruzamos esta inmensa nube de niebla y desde el Mirador de Alfalcar disfrutamos de este maravilloso mar que ahora quiero compartir con vosotros.