martes, 12 de septiembre de 2006

Comerse un pimiento



Parece que vamos de cosas de comer ultimamente.
Aunque nuestro huerto es muy pequeño y en todo el verano solo nos ha dado dos berenjenas, ocho tomates pequeños y otros tantos pimientos verdes, otros amigos 'terratenientes', con huertos mucho mas grandes y cuidados con mucho cariño, experiencia y primor obtienen mejores cosechas.
Y ¿para qué estan los amigos? Estos son los pimientos y esta es la nota que me encontré ayer en una gran bolsa cuando llegue al Instituto:

Mil gracias Fray Macario. Nos los comeremos a tu salud.